“No queremos más limosnas”

La Cooperativa Tamberos Unidos de Larroudé, a pesar de las inundaciones, por ahora mantiene sus actividades con cierta normalidad y sus autoridades centran la mayor preocupación en la crisis del sector lechero, que dicen “es mundial”.

El presidente de la entidad, Esteban Gherghi, le dijo a LA ARENA que el subsidio de 40 centavos por litro de leche que ha dispuesto por tres meses el gobierno de Mauricio Macri casi no sirve y que en el sector “no queremos limosnas, buscamos soluciones de fondo”.
La entidad solidaria tiene su planta ubicada al sudeste del casco urbano de Bernardo Larroudé y el camino vecinal que lleva a ella es por ahora transitable por el trabajo constante del municipio, que, dijo el dirigente, “esta encima, muy atento”. Allí están procesando alrededor de 14 mil litros de leche diario, alejados del tope estacional que se da en noviembre y que alcanza más de 20 mil litros. La planta ofrece varios puestos de trabajo estable y otros con contratos temporales y recibe el producto básico de 22 asociados.

Gherghi explicó que “por ahora” no están en condiciones de recibir el producto de más tambos porque “corremos el riesgo de no poder pagar” frente a la crisis de comercialización que se registra. Explicó que “estamos recibiendo hoy 2,60 pesos por litro, lo mismo que antes de la devaluación”, por lo que instó a imaginar “cómo están las cosas para nosotros”.

Indicó luego que “cobramos lo mismo y la cooperativa no ha modificado los precios de sus productos en un año y medio” y sin embargo “en las góndolas los aumentos son de todos los días”. Culpó a quienes venden el producto final y dijo además que el gobierno nacional debe atender este problema, entre otros puntos en los tributos. “En todas las etapas, del tambo a la góndola, el mismo litro de leche paga impuestos en seis oportunidades”, reflejó.
Consultado por la iniciativa parlamentaria del diputado Ricardo Consiglio, informó que “nadie habló con nosotros” y tampoco han tenido contacto alguno con autoridades del ministerio de la producción en torno a esta problemática.

La inundación.
Con relación a la inundación de toda la zona norte, el dirigente cooperativo apuntó que gracias a la merma en las lluvias de los últimos días, “el agua bajó” y sostuvo que están atacados por la crecida del río Quinto y por las propias precipitaciones.
“Son dos cosas distintas”, añadió y contó que “el río Quinto nos tapó de agua, especialmente para el lado de Banderaló”, situación en la que se nota una bajante. Agregó que las lluvias “habían llenado los bajos y ya el agua no tuvo donde ir, por eso invadió todo”.
Los datos que recogió en su propio establecimiento, muy cerca de la planta de la cooperativa, unos 5 kilómetros al sur de la ruta 188, indican que “en enero cayeron 360 milímetros y entre febrero y marzo otros 300”. Según calculan los lugareños, eso ha motivado que se de por perdido el 35 por ciento de la cosecha de soja mientras que el clima dirá qué pasa con el resto.
En cuanto al maíz auguró “una gran cosecha”, con rindes estimados en 11 quintales por hectárea y sostuvo que ese cultivo da margen para dejarlo meses en las plantas, lapso en que esperan bajen las aguas para que las cosechadoras tengan piso.
Las aguas complican el trabajo de todos los productores, tanto tamberos como aquellos que han sembrado gruesa. En el caso de la leche, la cooperativa retira de los tambos el producto y con la ayuda de los interesados y muchas veces tomando a campo traviesa y abriendo alambradas, se están arreglando para llegar a la planta de procesado.
FUENTE: La Arena

Comparte el articulo

Share on facebook
Comparte en Facebook
Share on twitter
Comparte en Twitter
Share on linkedin
Comparte en Linkdin
Share on whatsapp
Comparte en WhatsApp
Share on telegram
Comparte en Telegram
Share on google
Comparte en Google+

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Gracias por suscribirse!

En pocos días comenzara a recibir todas nuestras novedades  acerca de Apymel.

¡Que tengas un lindo día!