23 septiembre, 2021 12:16 pm

El Gobierno reconoció la situación de quebranto económico y financiero de los tamberos

El grado crítico que afecta a la producción de la producción primaria de leche quedó de manifiesto en la ausencia de los clásicos grandes campeones de la raza Holando-Argentino en la 130 Exposición Anual de Agricultura, Ganadería e Industria Internacional.

El funcionario del Ministerio de Agroindustria consignó la «imposibilidad» de que la cadena comercial cumpla con el pago de $1,5 por cada litro de leche entregado por los tambos a la industria, luego de haber recibido las críticas ruralistas. De ahí que decidió reunirse con los máximos representantes de las cuatro entidades que conforman la Mesa de Enlace Agropecuaria para analizar que ofrece la lechería.

 «Entendemos la urgencia y el reclamo (de los productores de leche), que es lógico. No podemos desatender que hay un problema en los tambos que es grave. Que es de quebranto económico y de quebranto financiero, y además están las inundaciones», expresó Sammartino. Alejandro Sammartino: “No podemos desatender que hay un problema en los tambos que es grave. Que es de quebranto económico y de quebranto financiero, y además están las inundaciones”

Para Agroindustria, las necesidades pasan por «reordenar el mercado doméstico tras una década con inflación» y la política de una década de la administración kirchnerista de «promover la cartelización de la industria y la sobreoferta de lácteos, con precios bajos».

En declaraciones radiales, el responsable de la cartera de Lechería dijo que informes oficiales refieren que el tambo contaba con «una participación del 19% sobre el precio que ofrecían los lácteos en el comercio minorista en enero pasado y actualmente dicho nivel ronda el 27%, cifra que dista del valor récord de 32 por ciento».

«Así el productor de leche ha recuperado (en el primer semestre de 2016) una participación en el precio final de los lácteos en las góndolas», explicó.
Consultado sobre el reclamo para incrementar el precio de las materias primas y que debería realizar los súper, Sammartino señaló: «se habla de un $1,50 que está en la cadena (comercial).

Precio insatisfactorio para el productor y tope para el consumidor

El productor cobró en junio $4,10 sobre un valor de las góndolas de $15, valor que surge del precio de todos los lácteos dividido por los litros elaborados. Hoy el productor participa con el 27% del precio final y si se lo lleva a su máxima posibilidad histórica, del 32%, alcanzado en los últimos diez años, el precio en las tranqueras sería de $4,80″, dijo.

Por ello, aseguró que «no existe la posibilidad que la cadena pague $1,50 de compensación a partir de los valores actuales de las góndolas. Para esto se deberían aumentar los valores en las góndolas, cosa que no vamos a hacer, no podría -sostuvo- pagarlo el consumidor».

Sammartino remarcó que frente a la «adversidad que vive la actividad, el Gobierno nacional dispuso ayudar con $1.100 millones en subsidios, postergar el cobro de impuestos y disponer la exención del cobro de una retención del IVA de 5 puntos porcentuales, que supone «un esfuerzo fiscal de $53.000 más para cada productor».

Fuente: Infobae

Comparte el articulo

Share on facebook
Comparte en Facebook
Share on twitter
Comparte en Twitter
Share on linkedin
Comparte en Linkdin
Share on whatsapp
Comparte en WhatsApp
Share on telegram
Comparte en Telegram
Share on google
Comparte en Google+

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Gracias por suscribirse!

En pocos días comenzara a recibir todas nuestras novedades  acerca de Apymel.

¡Que tengas un lindo día!